Hotel Montanyà [Experiencia con Bebé]

Hotel Montanya - opinión y experiencia de una estancia con bebé de 2 meses y medio

El pasado puente de la Constitución/Inmaculada no podíamos hacer puente como tal, pero decidimos hacer una escapada en familia cerca de casa. Elegimos el Hotel Montanyà (y fuimos con bebé) y esta es nuestra experiencia.

Hotel Montanyà: Instalaciones

El Hotel es un completo resort con todo lo necesario para pasar unas vacaciones en familia, en especial si viajas con niños. Pero las instalaciones también son ideales para una escapada en pareja en la que desconectar.

Hotel Montanyà Decoración Navideña
Detalle de la decoración navideña que ya tenían en el hotel

Cuenta con piscina interior, gimnasio (gratuitos), SPA (de pago), centro de masajes / estética, sala con futbolines, sala de juegos para niños y zonas exteriores para disfrutar en verano. A mi marido la piscina interior le gustó y pudo disfrutar nadando un rato en pleno diciembre.

En nuestro caso, disfrutamos de la piscina interior y del centro de masajes. Yo pude disfrutar de un masaje descontracturante de 50 minutos y tengo que deciros que es el MEJOR que nunca me han dado en un SPA. Creo que repetiremos en el futuro solo para ir al SPA y hacernos algún tratamiento. Opción por cierto que debe ser bastante popular por la zona, porque venía mucha gente solo al SPA.

A nosotros nos pareció un hotel muy cuidado pero con el entorno y la atención ideal para disfrutar con los niños. Está en pleno campo por lo que, para un fin de semana, ni siquiera hay que salir de allí para

Hotel Montanyà: Restauración

El hotel cuenta con dos espacios para desayunar, comer y cenar:

  1. Un bar / cafetería. Tienen desde raciones hasta bocadillos y hamburguesas para apañarse con una cena. El precio es acorde con el establecimiento, es decir, un pelín caro. En nuestro caso, cenamos: 2 bocadillos, 2 bebidas, 1 ración de calamares y 1 ración de fruta fresca de postre por 40€.
  2. Un restaurante. En él se sirve el buffet de desayuno (que nos incluía la habitación) y también buffet para comida y cena. El precio del buffet son 28€ por persona.

En cuanto al desayuno es MUY completo: calientes, fruta fresca, frutos secos, embutidos, leche de soja, bollería…

Uno de los días de nuestra estancia tomamos el buffet a la hora de comer, y lo recomendamos como opción de comida. En nuestro caso, para cenar no lo habríamos aprovechado. Para el buffet de comidas se curran unos aperitivos muy vistosos y de muy buen sabor.

Además tenéis carne a la brasa y dos opciones cocinadas de carne y pescado, con raciones pequeñas tipo pincho para poder probarlo todo. Pero se puede repetir las veces que quieras claro 😉

Hotel Montanyà - Nuestra experiencia con bebé, ejemplos de la comida del hotel montanyà
Imagen extraída de la web del hotel en la que se ve la buenísima pinta de su propuesta gastronómica

Eché en falta más variedad en la barra de ensaladas. Tenían tres ensaladas ya preparadas, pero todas llevaban pescado / marisco, un fallo para los que somos alérgicos a dichos ingredientes 🙁

En todo caso, y como comentario general al buffet es que falta información para personas intolerantes o alérgicas a ciertos ingredientes. Como en mi caso. En el buffet de desayuno, no se sabía qué cosas (como la bollería) llevaban lácteos, por ejemplo. En el buffet de comida, faltaban los nombres de los aperitivos por lo que no podía saber si llevaban pescado.

El tema comida es quizá ideal para el público adulto del hotel, pero no sé si el buffet es, por precio y por la oferta que tiene, lo mejor para un niño…

Experiencia: Hotel Montanyà con Bebé de 3 Meses

Tengo que decir que nos sentimos MUY bien tratados por todo el personal del hotel. Han sido muy atentos y amables y han tenido en cuenta todas las necesidades que hemos tenido viajando con un bebé de apenas 3 mesecitos.

Los puntos fuertes en este sentido son:

  • Nos juntaron las dos camas para poder hacer colecho con el bebé, ya que no tenían disponibilidad de habitación con cama doble 🙂
  • Parking gratuito y sin problemas de espacio
  • Entorno ideal con sendas para caminar y bicicletear (alquilan bicis a muy buen precio, 5€ la hora y 2€ la hora extra).
  • Habitación muy amplia con todas las comodidades.
  • Gran surtido de amenities (incluyendo crema de manos, masaje para pies cansados…).

Los puntos más “flacos”:

  • La insonorización de las habitaciones es deficiente. Las puertas son muy pesadas y suenan mucho por el mecanismo de cierre. Se oyen las conversaciones de la habitación de al lado.
  • La restauración no la vemos muy “niño friendly”. El menú de buffet para comida o cena es caro si piensas en cómo come un niño… Quizá por eso el bar estaba a tope en la hora punta de las cenas.

Como punto final, nos encantó la experiencia y… ¡ojalá podamos repetir muy pronto!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.